ENTREVISTA AL DR. MIGUEL ANGEL TORRES, SOCIO PRINCIPAL DEL ESTUDIO TORRES Y TORRES LARA

entrevista-al-dr-miguel-angel-to

Tema: “Oportunidad de Negocios en Obras por Impuestos” a cargo del Dr. Miguel Angel Torres, especialista en Derecho Tributario y Mecanismos de Responsabilidad Social Empresarial; y Socio Principal de Torres y Torres Lara Abogados.

Tras un inicio de año marcado por conflictos sociales, es pertinente que las organizaciones muestren mayor interés por el sistema de Obras por Impuestos (OxI), pues son una excelente herramienta para acercarse a sus grupos de interés.
“La Ley N° 29230, denominada ‘Ley de Obras por Impuestos’, es un valioso mecanismo de responsabilidad social, que permite que las empresas se puedan involucrar directamente en el desarrollo de la comunidad en donde están ubicadas, con obras de infraestructura y servicios como construcción de colegios, postas médicas, hospitales, carreteras y asistencia técnica”, explica Miguel Ángel Torres, especialista en RSE y Socio principal de Torres y Torres Lara – Abogados.
También explica que a través de esta norma la empresa privada, en forma individual o en consorcio, podrá financiar y ejecutar proyectos públicos elegidos por los Gobiernos Regionales, Gobiernos Locales y Universidades Públicas. Por ejemplo: Una de las OxI más emblemática es “El Puente Chilina”, conocido como el más largo del Perú (tiene 562 metros), que tuvo una inversión de S/.245 millones y fue construido recientemente en Arequipa por un consorcio formado por las empresas Southern, Interbank y Backus.
Otra obra destacable es el Ovalo Mansiche en Trujillo, proyectado por Volcan y Pacasmayo con una inversión de S/.27.5 millones. Otra de las construcciones, es la implementación del Sistema de agua potable y alcantarillado en el Centro poblado La Encantada en Piura, por parte del Banco de Crédito.
Todas ellas se han ejecutado como parte de este modelo de participación del sector público y el sector privado, en donde todos ganan. Es decir; en el caso de los Gobiernos Regionales y Gobiernos Locales, tienen la oportunidad de adelantar recursos financieros, que son descontados al año siguiente que se culmina la obra. Por ende, acelerar la ejecución de obras, sosteniendo o aumentando el dinamismo de la economía local.
Por su parte, para la empresa privada le permite asociar su imagen con las obras de alto impacto social y mejorar la eficiencia de sus programas de responsabilidad social convirtiéndolos en estratégicos y así recuperar el total de la inversión. Y en beneficio de la sociedad presenta ventajas como: Adelantar el desarrollo económico, mejorar la calidad de los servicios públicos, generar empleo directo e indirecto y fomentar la creación de nuevas empresas para mejorar la competitividad.