INBIO: UN PERUANO EMPRENDEDOR FRENTE A LA CONTAMINACIÓN AMBIENTAL

Ante el deterioro ambiental en el mundo, diversas instituciones han planteado soluciones para frenar esta problemática, casos como el tratamiento de aguas residuales, mejoras ambientales y procesos de filtración de gases han sido empleados en diversos países del continente. Recientemente en Brasil se dio origen a una nueva herramienta llamada la “Biotecnología”. Este mecanismo orgánico ha ganado popularidad en el sector industrial y hoy en el país ya es una realidad.

Diversas empresas alimentarias y universidades han optado por esta tecnología de crecimiento artificial las cual les permite tener resultados de calidad y avances científicos sobre el crecimiento de vegetales y frutos. Hoy conoceremos un poco más de una de las empresas que han sido pioneras en la integración de este sistema en el Perú, InBio.
Caso + éxito

En el 2011, Miguel Galiano decidió emprender un proyecto que comenzó tras el dialogo en una reunión. Siete años después y tras mucho esfuerzo, cuenta con una mediana empresa que ha logrado convenios con universidades estatales del interior del país y ha sido expuesto a empresas locales involucradas en el sector alimentario y agricultor.
¿Cómo lo hizo? Perseverando y trabajando duro.

En 2011, Miguel comenzó a viajar por el interior del Perú involucrándose con la problemática ambiental que afecta a nuestro país, de esa manera logro reconocer puntos vulnerables en departamentos como Ucayali y Amazonas donde la producción de vegetales y frutos era influenciada por factores negativos como la contaminación de las aguas y suelos infértiles.

Plano de Biofábrica

Después de casi un año de recorrer las zonas afectadas del Perú e investigar soluciones tecnológicas para la situación que atravesaban los agricultores y comerciantes de alimentos, supo lo que requerían y es así que se anima a crear InBio.

Miguel Galiano no busca convertir la Biotecnología como una herramienta comercial. Él busca que mediante esta nueva tecnología traída desde Brasil se logre adaptar al contexto geográfico de nuestro país y de esta manera se logre frenar el paso a la contaminación y la pérdida de calidad en los alimentos.

Su trabajo ha dado frutos por ello, ha logrado contribuir en materia estudiantil a las universidades y a su vez brindar autosustentabilidad a las empresas productoras en nuestro país.