5 ACCIONES DE RESPONSABILIDAD SOCIAL QUE ATRAEN AL TALENTO

Diversas investigaciones han demostrado que una de las razones por la que los trabajadores eligen hoy un puesto laboral es principalmente por las acciones de Responsabilidad Social que promueve la empresa.
“Las nuevas generaciones son cada vez más conscientes del impacto que generamos hacia el medio ambiente, y si encuentran una empresa con propósitos definidos hacia la comunidad y el medio ambiente, estas lograrán conseguir trabajadores comprometidos”, aseguró Giancarlo Ameghino, Gerente de Gestión y Desarrollo Humano del Grupo Crosland.
Así, Ameghino destaca las acciones de Responsabilidad Social que resultan más atractivas para conseguir que más jóvenes se interesen por laborar en su empresa:
1. Multiculturalidad y la diversidad: Fomentar el respeto, integración y apertura al diálogo, premiando las capacidades y el profesionalismo por encima de la raza, origen cultural, género o preferencia sexual. Es importante demostrar que la empresa se preocupa por la igualdad de derechos y deberes de sus colaboradores.
2. Equidad de género y empoderamiento de la mujer: Invertir en la formación y liderazgo de las mujeres y ofrecer igualdad de oportunidades trae como resultado a mujeres empoderadas que invierten sus ingresos en su familia y la comunidad. Para ello se pueden establecer metas para aumentar la representación de las mujeres en los niveles directivos y establecer remuneraciones igualitarias; además se puede optar por una representación equitativa de las mujeres en sus juntas directivas.
3. Uso responsable de equipos y recursos: Utilizar aparatos y sistemas de alta eficiencia energética. Por ejemplo, usar sistemas de calefacción y aire acondicionado de menor consumo eléctrico, no mantener los equipos electrónicos conectados durante todo el día, colocar en las oficinas focos ahorradores, usar tanques de baño de menor consumo, etc.
4. Reciclaje: Generalmente en las empresas se utiliza un gran flujo de documentos y hojas para impresión, pero si se busca disminuir el impacto de esta actividad con acciones de reciclaje, será muy valorado por los colaboradores. Por ejemplo, se pueden colocar contenedores para papel y cartón, incluso para envases plásticos, latas, vidrio, entre otros. La idea es reutilizar el material para uso interno.
5. Voluntariado: Reconocer los ideales que movilizan al personal de su empresa y promover programas de voluntariado en el que los colaboradores tengan la posibilidad de donar su tiempo para trabajar en acciones en beneficio de la comunidad.
Según Deloitte, para el 2020 los millennials constituirán el 75% de la fuerza laboral, por ello es importante destacar que, para lograr su permanencia en un trabajo, este debe convertirse en un lugar de disfrute y plenitud, que además vaya de acuerdo con su filosofía y proyecto de vida.
“Implementar acciones de Responsabilidad Social en la empresa permitirá minimizar sus posibles impactos negativos sobre el medio ambiente y obtener un significativo ahorro en términos económicos, pero lo más importante es que generan valor en sus colaboradores y se logra retener al talento”, finalizó el Gerente General de Crosland.