EL 70% DE MUJERES TRANSGÉNERO EN PERÚ SE DEDICA AL TRABAJO SEXUAL PORQUE ES SU ÚNICA ALTERNATIVA LABORAL

Las mujeres transgénero son la población más vulnerable de la comunidad LGBTIQ+, debido a que no existe una Ley de Identidad de Género y otras políticas públicas, desencadenando que estas mujeres enfrentan discriminación sistemática que les impide acceder a derechos fundamentales como el trabajo, la educación y la salud.

Según el informe del Observatorio de Derechos LGBT de la Universidad Cayetano Heredia, revela cifras preocupantes: el 70% de las mujeres transgénero en Perú se ve obligada a dedicarse al trabajo sexual, ya que no encuentran otra alternativa laboral. Además, el 50% ha abandonado sus estudios y el 89% carece de cualquier tipo de seguro de salud. Asimismo, muchas de estas mujeres son rechazadas por sus familias o sufren maltratos si conviven con ellas, llegando incluso a casos de asesinato por parte de familiares.

Martín Soto, director de Asuntos Públicos y Sostenibilidad de Roche y líder del proyecto KeroLab, afirma que este proyecto les ha permitido comprender que: “Las mujeres transgénero que se dedican al trabajo sexual viven hacinadas en casas que albergan entre 25 y 30 mujeres, deben pagar diariamente por su cuarto y, si no lo hacen, son echadas. La necesidad diaria de generar ingresos para pagar alojamiento y alimentación les impide dejar  de trabajar, incluso cuando enfrentan problemas de salud».

Apoyo a las mujeres transgénero en Perú

Ante esta situación, Soto subraya la urgencia de implementar iniciativas como «Salud con Orgullo», cuyo objetivo es llevar servicios de salud con enfoque de género y libre de violencia a la comunidad trans, concientizar a las mujeres transgénero sobre sus derechos en salud y empoderarlas para promover el cuidado entre sus pares.

Este proyecto atendió a más de 240 mujeres transgénero, mediante tres bloques de visitas cada tres meses, llevándoles servicios de salud directamente a sus lugares de residencia, que incluyeron revisión médica, exámenes de VIH, sífilis, hepatitis B y C, consejería, tratamiento para ITS y vinculación para tratamiento de VIH.

Al respecto, el programa «Salud con Orgullo» presentó los resultados obtenidos de los talleres de formación de lideresas trans de la comunidad LGBTQIA+. Estas charlas, desarrolladas por Epicentro con financiamiento de la Embajada de Alemania en Lima y trabajo en equipo con Kerolab, Impulse y Roche Perú,  fueron fundamentales para visibilizar e informar sobre la importancia de la capacitación en salud y abordar temas cruciales como género y diversidad, prevención de VIH e infecciones de transmisión sexual, derechos ciudadanos, salud, identidad y manejo de vinculación a servicios de salud.

Con esta iniciativa, se espera no solo mejorar la calidad de vida de las mujeres transgénero en situación de vulnerabilidad, sino también fomentar un cambio social que garantice sus derechos y dignidad. Para más información y apoyo pueden contactar con @mundoepicentro.